¡Salvando a la Vaquita Marina!

Distrito Federal, Mexico

Animals

"Sólo quedan 97 vaquitas marinas en estado salvaje en el mundo. Científicos estiman que si no se toman medidas para protegerlas, se extinguirán ¡en sólo 3 años!"

6468

Funded

$3,610USD
144%

De la meta de

$2,510USD

Gracias a 80 Donadores

User 6User 7User 9789edcba7e48ed2cd65d6df665cb8f94fc12e8263335ec1c9bf5346c38b9615b4d2048cb78f59290Ed3208dc2f0bcd431ade82aeb77ee8ec4284918b
Ver todos +

Esta campaña finalizó el May 16, 2015 y recibió todo el dinero recaudado al superar el mínimo de recaudación.

  • Description

  • Updates

  • donors80

  • Comments2

¡SALVEMOS A LAS ÚLTIMAS VAQUITAS MARINAS!

Mi nombre es "Vaquita Marina 97",  poca gente me conoce, pocos han oído hablar de mí y son menos los que  me han visto. Para que me imaginen les diré que parezco un delfín pero más pequeño, soy una marsopa. Algunos dicen que podría ser un panda de mar, porque que tengo unos círculos de color negro alrededor de mis ojos y boca, lo cual, y perdonen mi atrevimiento, me hace uno de los animales más bellos del planeta. Pero no estoy aquí para hablarles de mi aspecto.

Mi situación es crítica porque pertenezco a la especie de mamíferos marinos más amenazados del mundo.

"Mi hábitat, el Mar de Cortés en México, es  cada vez  más peligroso para mi especie. La zona  se ha visto sacudida durante años por la pesca ilegal, y a pesar de los  intentos para protegerme, muchos de mis amigos y familia han muerto  atrapados en redes de pesca."

En solo  dos años,  la mitad de las vaquitas marinas han desaparecido, ya solo quedamos 97. De seguir así todas podríamos desaparecer en 3 años, y temo que la próxima puedo ser yo. 

Sólo quedan 97 vaquitas marinas en estado salvaje en el mundo. Estas tímidas marsopas, similares a pequeños delfines, viven únicamente en el Norte del Golfo de California, en México y raramente se pueden ver, excepto cuando salen a la superficie sin vida, ahogadas al ser atrapadas en redes de pesca ilegal. Científicos estiman que, si no se toman medidas fuertes para protegerlas, pueden extinguirse ¡en sólo 3 años!

Las vaquitas mueren después de enredarse en redes agalleras, también conocidas como chinchorros, utilizadas para pescar escama y camarón. Los chinchorros están diseñados para capturar peces, pero también capturan a otros animales, incluyendo marsopas, delfines y tortugas. El Gobierno de México ha puesto en marcha un plan de conservación para esta especie el cual incluye un refugio, donde toda la pesca comercial (incluyendo a los chinchorros) esta prohibida y un programa para incentivar a los pescadores para cambiar a redes de pesca que no amenace a las vaquitas. 

El Presidente de México, Enrique Peña Nieto, prohibió por dos años esta pesca destructiva que amenaza a la vaquita. Pero esto no es suficiente para que la especie se recupere. Se debe controlar de manera estricta que las medidas se cumplan, eliminar la pesca ilegal y prohibir de manera permanente y efectiva toda actividad que pueda dañarla. Solo así esta especie va a estar realmente protegida.

¿Cómo vamos a utilizar el dinero?

El dinero recaudado se entregará de manera íntegra a Greenpeace quienes se encargarán de hacer monitoreo de la zona para asegurarnos que no se pesque en el hogar de la vaquita marina.

Aunque ya hay un proyecto del gobierno federal para establecer una suspensión de pesca por dos años en el área donde habita la vaquita –unos 13 mil kilómetros cuadrados- previsto a entrar en vigor abril, para Greenpeace es indispensable que se estipulen medidas para vigilar y monitorear que este acuerdo se lleve a cabo de manera adecuada, es decir, que se respeten los convenios para compensar a los pescadores que dejarán de salir al mar y que la zona de veda sea fuertemente vigilada para impedir y sancionar la pesca ilegal. Son indispensables auditorías y control de quien recibe los recursos de la pesca para que nadie en la cadena productiva se quede fuera del convenio ni haya acaparamiento de los incentivos. Además, el combate a la corrupción en las autoridades encargadas de hacer valer la ley es vital.

Creadores del proyecto:

Ana Luz, Pablo, Romina y Martina representantes del grupo de 4º año de la escuela Lomas Altas.